Llamando a Cthulhu

lunes, diciembre 08, 2014
En el horizonte de mi falta de tiempo crónica (y agravada por el cambio de proyecto que me han hecho en la empresa) tengo un objetivo: dirigir la campaña de Las Máscaras de Nyarlathotep, con dos cojones. Ahora, eso si, tengo un problema grave con el sistema d100: me parece horrible para partidas de investigación. Y bueno, para combates. Espera, ¿el rol no va de eso? ¿De investigar un poquito y pegarse otro poco? Bueno... Pues el d100 es un horror. Luego hay gente que le echa la culpa de los males del mundo al d20 pero lo del d100 si que es innombrable. Da para un artículo enfadado como si fuera Jesús Bonilla.

Masks por Angelo Juan Ramos

Así que me he decidido a intentar buscar una alternativa al sistema. Y para eso me he planteado dos candidatos: Gumshoe e Hitos. Repasemos las virtudes de las dos candidatas, como si esto fuera Miss España y no estuviera amañado:


Gumshoe es ese hijo listo que sale de vez en cuando. Es un sistema antisistema, basado en que si tienes la habilidad marcada lo sabes. Y punto. Nada de dar vueltas por la habitación levantando las alfombras, nada de buscar dos veces en un sitio porque la primera vez marré la tirada; además obliga a los jugadores a invertir puntos bajo pena de cagarla en tiradas, pero nunca en las importantes. Y también es medianamente letal, lo cual es un punto a favor de todos aquellos que consideramos que Cthulhu no es para ir abriendo habitaciones y leyendo libros al tun tun. Que los hay eh.

De Hitos las referencias más rápidas las tenía gracias a Matrioska y a Cultos Innombrables, sacando del primero el sistema estándar y del segundo las mecánicas de cordura y magia. El fork es interesante aunque las dificultades son un poco más altas de que costumbre y eso me ha acabado de tirar para atrás, pero lo he podido probar y me parece muy versátil y letal en el combate. Si no me lo he quedado es por la cantidad de cambios, pero sube puestos en mi lista de cosas para probar y hablar.

Marked by the Great Old Ones por Nick Klein


Así que tenía yo dilema hasta que hice dos cosas que todo rolero que se vaya a meter en berenjenales debería de hacer: preguntar a alguien que sabía más que yo. Y me encontré con que ya había gente que se había preguntado lo mismo que yo antes, tristeza en mi corazón por no ser yo el único tío poco original al que se le había ocurrido pero alegría porque los de Pelgrane Press (los editores de El Rastro de Cthulhu) ya habían sacado una guía de conversión de la campaña a Gumshoe. Que majos. Me acaban de liberar de un montón de faena, viene todo explicadito y son 18 páginas.

Moraleja: que el d100 es un rollo. Y que si vais a cambiar algo muy a lo grande en una campaña como es el sistema os documentéis bien y preguntéis a los que saben, y a vuestros jugadores. Recordad, consenso ante todo.
Con la tecnología de Blogger.